La última Cárcel Del Pueblo – de Mauricio Almada

La última Cárcel Del Pueblo - de Mauricio AlmadaSi hubiera que precisar un momento para marcar la derrota militar definitiva del mln, ese sería el 27 de mayo de 1972, con la caída de la «cárcel del pueblo». La organización tupamara sabía de su relevante significado para mantener el prestigio que aún tenía en algunos sectores y también entre los militares.

Dos rehenes, Pereira Reverbel y Frick Davies, fueron retenidos durante ocho meses en condiciones ínfimas en un escondite diseñado a esos fines en una casa de la calle Juan Paullier. Los tupamaros tenían –como se demostró en el fulminante accionar de las Fuerzas Armadas– muy debilitados sus criterios de seguridad; pese a ello cuidaron especialmente la compartimentación de la cárcel del pueblo debido a su valor simbólico.

Solo un tupamaro conocía exactamente su ubicación, además de los dueños del local.

Durante años se atribuyó a Amodio Pérez, el hombre que canjeó información por la libertad de su compañera y suya, la delación de la cárcel.

Mauricio Almada, en una cuidadosa investigación, quita la bruma de rumores y especulaciones sobre el tema y responde con precisión a muchas interrogantes:

  • ¿Cómo era y cómo funcionaba la cárcel del pueblo?
  • ¿Quiénes eran los dueños del local y cuál era su grado de compromiso?
  • ¿Quiénes fueron los carceleros?
  • ¿Quiénes tenían los datos de la ubicación?
  • ¿Quiénes y cómo decidieron entregar el local?
  • ¿Cómo vivieron los prisioneros física y psicológicamente?
  • ¿Había intercambio de ideas entre ellos y sus carceleros?
  • ¿Cuánta autonomía de decisión tenían los tupamaros que custodiaban a los rehenes?
  • ¿Por qué cambiaron la decisión de matarlos en caso de que las Fuerzas Armadas llegaran al local?
  • ¿Qué piensan hoy los sobrevivientes que participaron en ese episodio?

Mauricio AlmadaMauricio Almada Blengio nació en Montevideo en 1963. Tuvo formación jesuítica desde la etapa escolar y se graduó de licenciado en Ciencias de la Comunicación en la Universidad Católica.

Fue periodista en los diarios LeaLa República y El Observador, en el semanario Sin Censura y en la revista Guambia.

Condujo programas de radio en Emisora del Palacio, Radio Mundo, Nuevo Tiempo, Setiembre fm, Carve, El Espectador y Radio Oriental, donde actualmente conduce Para Empezar el Día junto a Alfonso Lessa.

Fue productor periodístico de los programas televisivos Debate AbiertoVíctimas y Victimarios y Tiempo de Debate, todos en Canal 10.

Sus comienzos en el periodismo fueron durante la salida de la dictadura; esto lo llevó a interesarse particularmente por el pasado reciente y a publicar numerosos artículos sobre dicho período.

Ejerció la docencia en la Facultad de Comunicación y Diseño de la Universidad ort desde su inicio. También fue profesor en la Universidad Católica.

En 2015 publicó Crónica de una infamia. El comunicado más vil de la dictadura (Editorial Fin de Siglo).

Está casado, tiene cuatro hijos y dos nietas.

Wordpress Themes - Wordpress Video Themes - Wordpress Travel Themes - WordPress Restaurant Themes