El pobre viejo está cruzando el puente que lo llevará al mundo de los difuntos, como ya lo hizo su mujer: su vida es miseria, soledad, recuerdos de su hijo preso no sabe bien porqué.

Vive entre fantasmas, alucinaciones y con un puñadito de solidaridad de otros miserables como él.

El viejo, en un desolador viaje, está dispuesto a gastar las últimas hilachas de su vida en zurcir ese lazo ya casi destrozado que lo une de una manera sencilla y entrañable a su hijo, el Gurisote.

La impiedad extrema parece dejar heridas irreconciliables: sin embargo, un relámpago final de humanidad ilumina toda esta  pequeña historia de otra manera y deja palpitando una tenue esperanza para otras pequeñas historias y para la historia grande que sufrimos.

Una novela conmovedora, terrible, que va mucho más allá de la peripecia del viejo.

César di Candia

Nació en Florida, Uruguay, el 24 de octubre de 1929. Periodista y escritor, ingresó al diario El País en 1954, dirigió la revista humorística Lunes y volvió a ese género con El Dedo y Guambia. Trabajó con diferentes grados de responsabilidad en Repórter, Hechos, La Mañana y Marcha. En el semanario Búsqueda publicó sus célebres reportajes especiales durante quince años. En 1999 vuelve a El País realizando investigaciones que se publican los sábados. Ha hecho del género periodístico un estilo literario: Ni muerte ni derrota (1987 y reeditado en el 2006), El viento nuestro de cada día (1989), Los años del odio (1993), La generación encorsetada (1994), Grandes entrevistas uruguayas (Recopilador, 2000), Sólo cuando sucumba (2003), Tiempos de tolerancia, tiempos de ira (2005). Vuelve a escribir para Búsqueda en una sección de viñetas bajo el título “Fantasmas del pasado, perfumes de ayer”, editadas en forma de libro en 2006. Ha incursionado en cuentos y, como novelista, con El país del deja, deja (1996), Resucitar no es gran cosa (1997) y Concierto para doble discurso y orquesta (2003). Rindió homenaje a su pueblo adoptivo —La Paloma— en un libro editado en 2004, La Paloma, y a la costa uruguaya con Pequeño mundo en 2007. La exuberante recopilación de material que recogió para Resbalones y caídas, un siglo de política uruguaya (2009), le permite una segunda entrega Tropezones y porrazos (2010). En el año 2011 publica un libro de cuentos titulado Olor a mar.

Oficio de periodista es su último trabajo publicado en el año 2012; cincuenta años de periodismo a través de dieciocho grandes historias que muestran a César di Candia como unos de los máximos referentes de la cultura y el periodismo del Siglo XX y XXI.